en Sin categoría

Políticos o colaboradores

Los políticos son las personas que saben navegar con éxito las instituciones.

Como el Cardenal Mendoza, valido de los Reyes Católicos, a cuya biografía merece la pena echar un vistazo en Wikipedia.

Los colaboradores son las personas que, al navegar con éxito, hacen mejorar las instituciones.

Como Cristobal Colón, quien, mientras el Cardenal Mendoza hacía política, se dedicó a descubrir América.

No hay una sola persona que prefiera los políticos a los colaboradores, porque los segundos trabajan duro con el fin de sumar y aportar.

Y sin embargo…

Los políticos prosperan.

Y no sólo en los Estados. También lo hacen en los pueblos, en las empresas y en los servicios de cirugía de un hospital.

¿Por qué?

Básicamente porque a medida que las instituciones se hacen más grandes, inconscientemente todos premiamos el comportamiento político.

Porque, desde nuestros ancestros primates, estamos hechos así.

Pero es posible evitar ponérselo fácil a los políticos y ayudar a los colaboradores, si:

  • evaluamos con respecto a los objetivos, no a las explicaciones (los políticos son mejores comunicadores que estrategas)
  • ayudamos a las personas con inclinación a innovar (con los inevitables fracasos que eso conlleva), que no se aferran a posiciones conservadoras en las que se aseguran la ausencia de riesgo
  • contamos más con las personas que trabajan en equipo (son fáciles de identificar, ya que en su discurso usan «nosotros» en lugar de «yo»)

Las personas que entienden que las metas personales pueden alcanzarse a través de las metas del grupo tienen un valor incalculable. Y hay que cuidarlas.

4